En el mundo de la maternidad hay tanta información, dudas y preguntas que incluso los considerados expertos en la materia acaban confundidos sobre algunos puntos. Sobre todo cuando se trata de exámenes, porque los resultados pueden parecer verdaderos enigmas, como en el caso de la información contenida en la prueba de embarazo o, más concretamente, en la beta hcg cuantitativa.

Calcular la HCG para comprobar y controlar si su aumento está dentro de la normalidad, o incluso para confirmar un indicio de que algo va mal, puede parecer bastante obvio para algunos, pero también una auténtica incógnita para otros. La calculadora de HCG sirve exactamente para eso: para proporcionar la información de forma clara y objetiva.

Calculadora Beta HCG

Tiempo estimado para doblar los niveles de HCG con el gráfico

Resultados

  • Diferencia total de HCG:
    mUI/ml (%)
  • HCG duplicando cada uno:
    días horas ( horas)
  • Aumento en 2 días:
    mUI/ml (%) ()

¿Qué es la HCG?

La hormona HCG o Gonadotrofina Cariónica Humana, como es conocida por la medicina, es la hormona que se encuentra durante el periodo de gestación. Es extremadamente importante para el desarrollo del embarazo, ya que es responsable de impedir la liberación del cuerpo lúteo y de excretar la progesterona en el organismo.

Al ser una hormona exclusiva del embarazo, sus niveles aumentan rápidamente al principio del mismo y es a través de esta hormona que se confirma el embarazo mediante pruebas de drogas en orina o análisis de sangre de beta HCG.

La función de la HCG, básicamente, es mantener el cuerpo lúteoprevenir la pérdida del endometrio y, en consecuencia, el fin del embarazo. Además, para aumentar esta protección, lo ideal es ingerir alimentos ricos en nutrientes necesarios para el mantenimiento de la salud de la madre y del bebé. El ácido fólico, por ejemplo, es un nutriente muy importante y su ingesta debe iniciarse incluso antes del embarazo, para prevenir malformaciones fetales. Además del ácido fólico, existen otras vitaminas esenciales para el mantenimiento del embarazo y, generalmente, se recomienda el uso de multivitaminas para suplir correctamente esta demanda. El metilfolato (forma activa del ácido fólico) ha sido muy recomendado por los médicos, ver? Su uso debe comenzar tan pronto como la mujer se dé cuenta de que está embarazada. Saber más sobre Metilfolato aquí.

¿Qué hay que comprobar en la prueba de HCG?

En el resultado se describen los valores de la cantidad de hormonas, lo cual no es muy claro para la gran mayoría de las mujeres que esperan un resultado objetivo como positivo o negativo. ¿A qué resultado equivale la cantidad de hormona encontrada? ¿Estoy embarazada o no? ¿Está evolucionando como debería?

En el caso del embarazo, la cantidad de HCG en la sangre duplica (o casi) sus valores cada 48 horas y esto es el signo de la evolución del embarazo. Pero, ¿cómo seguir, cómo saber si los valores aumentan o disminuyen? Para ello existe la calculadora de HCG, que sirve como herramienta para confirmar la evolución del embarazo y el aumento de la hormona del embarazo.

Ahora bien, cuando los índices de la hormona HCG empiezan a disminuir, puede ser un indicio de que el embarazo ha dejado de progresar y se suelen solicitar nuevas pruebas como ecografías y análisis de sangre para confirmar un aborto. Si el aumento es evidente, pero al mismo tiempo lento, también puede ser necesaria una investigación más detallada para descartar la posibilidad de un embarazo ectópico, por ejemplo.

Losniveles muy altos de la hormona HCG también pueden indicar un problema. Los casos de mola hidatiforme, por ejemplo, pueden generar valores muy elevados en el resultado de la beta HCG y producir incertidumbre respecto a la afección.

Cómo utilizar la calculadora de HCG

Para utilizarla, es necesario tener a mano los resultados de dos análisis de sangre e incluir en los campos de la calculadora de HCG los valores descritos en el resultado. Es necesario informar la cantidad de HCG de la primera prueba y en el segundo campo cuándo se realizó la prueba, es decir, cuántos días después de la ovulación.

En el tercer campo se debe informar el valor de la HCG de la segunda prueba y en el cuarto campo la diferencia de horas entre una prueba y la otra. A través de esta información y de la actualización de valores es posible confirmar la evolución gestacional o indicar algo fuera de la normalidad.

Cómo interpretar el resultado

La información que se dará será la diferencia de un resultado a otro en porcentaje, el periodo en el que se duplicó la hormona HCG en relación con el primer resultado y, por último, si los valores están dentro del rango esperado, detectando la normalidad o no.

En el gráfico, los colores indicarán el resultado. Cuando son de color verde, los niveles de HCG están aumentando satisfactoriamente e indican que el embarazo se está desarrollando correctamente. En negro, los resultados están dentro de la media y hay que vigilar su aumento. El color azul indica que sus niveles de HCG están muy por debajo de lo normal y que no está embarazada.

La marca naranja le muestra, a través de los triángulos rojos, dónde están sus niveles de HCG entre la primera y la segunda prueba. Por lo tanto, a través de los resultados numéricos y observando el gráfico, se puede comprobar si el embarazo se desarrolla o no según lo previsto.